viernes, 27 de febrero de 2015

Un cuarto de siglo

Y el mismo número de besos apasionados,  de abrazos desparramados por los dos costados, de despedidas de personas de las que no me quería despedir y de saludos de bienvenida a personas que no esperaba, de sorpresas agradables y de las que no lo fueron tanto, de decepciones que llegaron sin avisar, de carcajadas, a boca abierta, compartidas y de llantos desesperados que no encontraron consuelo. 
De noches en vela con sus días llenos de luz y color, de secretos guardados y conversaciones sin acabar, de amigos, colegas, desconocidos y personas especiales, de rutinas y, también, excentricidades. 
De películas con final feliz y otras tantas con el peor de los finales. De silencios con sentido y de charlas sin ninguno. 
De miedos que no me dejaron avanzar y de oportunidades que aparecieron de repente, de pesadillas, de sueños dulces hechos realidad, de despertares y puestas de sol, de malentendidos y de segundas oportunidades, de viajes y maletas a medias.





De mí, y mis 25 años. 

sábado, 21 de febrero de 2015

Con P de para siempre.

¿Sabéis esa sensación de sentirse totalmente completa, totalmente llena por dentro, sin la necesidad de qué sobre ni falte nada, sin echar de menos cosas que no tienes, sin querer nada más de lo que tienes? 

¿Sabéis esa sensación de ser felices, totalmente, al completo, sin ningún soporte de por medio? Pues yo hoy y desde hace casi un mes me siento así. ¿Por qué? Por ti. 

Personas que entran en tu vida, sin que lo esperes y al final acaban quedándose y haciéndose un hueco. Lo echaba de menos. Lo echaba de menos como a nada. He tardado mucho, demasiado diría yo, pero lo he conseguido, he conseguido, por fin, la sensación de ser LIBRE por completo. Sí, lo estáis leyendo bien, libre. 

Tener pareja y ser libre pocas veces va de la mano, pero mi sensación es esa, soy libre, libre de ser yo. Libre de comportarme como soy siempre, sin el qué pensarán, o sin que me miren por encima del hombro.

¿Y sabéis qué? No me importa lo que dure, porque me gustas, me encantas, y voy a aprovechar -te al máximo.

Estos son momentos de los que se aprovechan porque mañana se acaban. Son momentos que solo te ocurren cuando pasan cosas verdaderamente importantes y que por fin aparece alguien a quien llevas toda la vida buscando - te. 


Gracias.




PD: ¡Te quiero con P de para siempre! 
Rock On